Homeopatía, ¿por qué es peligrosa aunque no me haga daño?


¿Qué es la homeopatía?

La homeopatía es una pseudociencia de las terapias alternativas a la medicina. Tuvo sus inicios a finales del siglo XVIII y principios del XIX a manos de un médico alemán, Samuel Hahnemann (17551843). En esa época la medicina aún se regia en esencia por los principios de Hipócrates y Galeno. Los tratamientos más utilizados del momento eran los purgantes (irritantes del intestino que provocan diarrea), eméticos (sustancias que provocan el vómito) y sangrías (literalmente, provocar al enfermo una hemorragia con intención de depurar la sangre de humores patológicos). En respuesta a estos métodos cruentos, desagradables y peligrosos, la homeopatía ofrecía tratamientos que no ocasionaban ninguna molestia, lo que explica su rápida y espectacular popularización.

¿Pero qué descubrió Hahnemann? ¿En qué se basa la homeopatía?

Hahnemann no descubrió nada. Inicialmente Hahnemann y posteriormente sus sucesores hasta nuestros días establecieron unos principios arbitrarios en los que se basan todos los remedios homeopáticos. Como son pocos y muy sencillos en su formulación, vayamos uno por uno:

– Similia similibus curantur (lo similar cura a lo similar): El primer principio de la homeopatía reza así. Hahnemann dijo que las sustancias en la naturaleza pueden producir síntomas de enfermedades. Si una sustancia provoca síntomas de gripe al ingerirla, entonces esa sustancia será el remedio contra la gripe, pero antes hay que diluirla y agitarla (vaya! pretendía explicar el primer principio y sin querer los he explicado todos). Si quieres curar el dolor de cabeza, encuentra una sustancia que de dolor de cabeza, dilúyela, agítala, tienes el tratamiento. Esta idea no se ha conseguido demostrar jamás. Es una idea arbitraria (no sigue ningún razonamiento lógico), un axioma. Analicemos en más profundidad el resto de principios y tratemos de no dejar ningún rincón sin luz.

– Principio de dilución: Cuanto más diluida esté la sustancia, más potente será. A priori parece contradictorio, ¿no? ¿Entonces por qué Hahnemann lo describía así? la respuesta nos recordará a todos a nuestra más tierna infancia: porque sí.  La homeopatía actual mantiene que los mecanismos no son relevantes ya que sus remedios funcionan (aunque nunca lo hayan podido demostrar).

Para la dilución se toma la sustancia que supuestamente va a curar la enfermedad y se diluye en 100 partes de agua, de esa dilución se toma una gota y se vuelve a diluir en 100 partes de agua, así sucesivas veces. Si observáis un envase de remedio homeopático advertiréis un número junto a una o unas letras, por ejemplo 30 CH. Esto indica la dilución del preparado. Cuánto más alto es el número, más diluido está. Para hacerse una idea gráfica, un preparado de 12 CH equivale a disolver una aspirina en el agua de todos los océanos del planeta. A pesar de ello los homeópatas seguían manteniendo que en sus preparados había sustancia, aunque MUY diluida.

Se verían en apuros más adelante cuando, gracias a la Ley de Avogadro, fue posible calcular cuántas moléculas de sustancia había en una dilución, revelando que en esas bolitas de remedio no quedaba ni una sola molécula de sustancia. Aquí la cosa se les ponía bastante fea para los homeópatas, y fue necesaria la creación de otra idea tan pintoresca como arbitraria: es posible que con tanta dilución el agua ya no contenga sustancia alguna, pero se acuerda de ella. Es decir, el agua tiene memoria y se acuerda de la sustancia que una vez estuvo en contacto con ella.

– Memoria del agua: ¿Por qué? Porque sí. De nuevo la homeopatía nos intenta convencer de algo sin darnos explicación alguna. Pero, si el agua tiene memoria… se acordará del medicamento… pero también de todas las otras sustancias que habrá tocado en su dilatada existencia. Eso plantea muchos problemas, por ejemplo, cuando uno va al retrete y ve agua, se plantea cosas.

El agua de mar tiene disueltas en muy pequeña cantidad casi todas las sustancias que sepueden encontrar en el planeta. Si los principios homeopáticos fuesen ciertos, un vasito de agua de mar curaría todas las enfermedades conocidas! Y así podemos seguir deduciendo multitud de ideas derivadas de este principio, a cada cual más divertida, te invito a poner la tuya al final de este post, en “comentarios”.

De acuerdo, la homeopatía es inconsistente y contradictoria pero… ¿funciona?

No.

¿Y cómo podemos saber si algún tratamiento, como la homeopatía,  funciona?

Sólo hay una forma de saberlo con suficiente seguridad. Si tomas a un grupo de personas enfermas, por ejemplo con depresión, a la mitad les das un tratamiento (por ejemplo homeopático) y a la otra mitad no les das nada, probablemente observarás que el grupo que recibe tratamiento mejora más rápidamente. No significa que el tratamiento sea eficaz, porque el simple hecho de saber que alguien, que se supone que sabe lo que hace, te da tratamiento, provoca un efecto placebo (sugestión) que conlleva mejoría en una alto porcentaje de pacientes.

Para saber con seguridad que un tratamiento funciona tienes que darle a un grupo de enfermos el tratamiento que quieres demostrar, y al otro una pastilla (si el tratamiento es en pastilla) de igual forma y color, las mismas veces al día y durante el mismo tiempo, pero sin tratamiento real (por ejemplo que sólo contenga azúcar). De esta forma sabrás que si el grupo que realmente recibe un tratamiento mejora, es porque el medicamento es eficaz.

Este experimento bien realizado se denomina ensayo clínico aleatorizado a doble ciego (doble ciego porque ni el paciente ni el médico deben saber quien toma el tratamiento real y quién no hasta el final del estudio, para evitar que se favorezca un resultado concreto).

Para comercializar un tratamiento médico es imprescindible que el laboratorio fabricante haya presentado por lo menos un ensayo clínico aleatorizado que demuestre que el fármaco es eficaz y es mejor que el placebo.

Pues bien, no existe un sólo tratamiento homeopático que haya sido eficaz en un experimento bien hecho. Todos los estudios que se han hecho al respecto, o eran negativos o se ha descubierto que estaban alterados. Luego, bajo ningún concepto es legítimo afirmar que la homeopatía funciona.

Bueno, entonces la homeopatía no funciona, ¿pero por qué es peligrosa?

La homeopatía, al igual que otras muchas pseudociencias que no han mostrado ninguna eficacia pero pretenden curar enfermedades, son potencialmente muy peligrosas.

Cuando una enfermedad se está gestando en nuestro organismo, es muy común que no nos encontremos bien. Dependiendo de la naturaleza de dicha enfermedad podemos experimentar unos síntomas u otros. Si, pongamos por caso, experimentamos un cuadro de cansancio, disminución del apetito, y pérdida de peso, podría ser simplemente debido a algo que nos preocupa en exceso, pero también podría corresponder al inicio de un Trastorno Depresivo Mayor, o una pneumonia, o incluso un cáncer. Dado que el pronóstico de algunas de estas enfermedades puede ser infausto si no se diagnostica a tiempo, es importantísimo que un médico interprete correctamente los síntomas y haga las pruebas necesarias, a fin de llegar a un diagnóstico correcto e iniciar el tratamiento eficaz (comprobado en ensayos aleatorios a doble ciego) lo antes posible.

Dado que de ello puede depender la continuidad de una vida humana, retrasar este proceso tomando bolitas de azúcar sin una sóla partícula de principio activo, resulta dramáticamente peligroso.

Todo lo que dices parece muy lógico… pero a mí me fue bien!

Dado que el cuerpo humano tiene potencial para resolver sin ayuda muchas de las enfermedades que podemos sufrir, es probable que tomando homeopatía pasemos ese cuadro de malestar (siempre que, desde luego, no sea un cáncer de páncreas), pero las consecuencias son igualmente negativas:

– Si nos recuperamos completamente, aún creeremos más en un falso tratamiento. Te fue bien! (o a tu vecino, o a tu compañera de trabajo) pero la próxima vez tomarás convencido/a algo que no te va a ayudar, y quizá en esa ocasión no sea un simple virus catarral…

– Si es una enfermedad con potencial para dejar secuelas, por ejemplo una pneumonía atípica, es posible que para cuando nos demos cuenta de lo que tenemos y de que las bolitas de azúcar no funcionan, nos llevemos de recuerdo una capacidad pulmonar disminuida.

– Si es una enfermedad contagiosa, nos habrá dado tiempo a expandirla alegremente a nuestro alrededor. Por ejemplo, la tuberculosis, puede dar como únicos síntoma durante semanas, cansancio y sudor nocturno.

No se… ahora, me dejas con dudas…

No es un mal resultado! dudar es lo más importante para no dejarse engañar, tratemos de resolverlas, ponlas en un comentario!

No hay quién se lea todo ésto! ¿qué es lo importante?:

  • La homeopatía es una pseudociencia, como tratamiento jamás ha demostrado ser eficaz.
  • Todos sus principios son arbitrarios, rebatibles, algunos contradictorios entre sí y en su mayoría incluso absurdos.
  • No hay en sus tratamientos ni una sola molécula de principio activo, esas bolitas blancas sólo llevan azúcar!
  • Es peligrosa, porque como muchas enfermedades pueden resolverse solas, le iremos cogiendo confianza a la homeopatía hasta que padezcamos una afección que nos pueda dejar secuelas o incluso mortal, y no nos la diagnosticarán a tiempo.

No dejéis de ver este vídeo, y quizá después podemos ir a tomar una cerveza… homeopática 😉

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en artículos, divulgación, homeopatía, medicina, Pensamiento crítico, pseudociencias, Uncategorized y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

19 respuestas a Homeopatía, ¿por qué es peligrosa aunque no me haga daño?

  1. El teniente Furilo dijo:

    Me encanta leerte todas las semanas. Es tan interesante¡

  2. Pingback: Tweets that mention Homeopatía, ¿por qué es peligrosa aunque no me haga daño? | Dopamina (bien repartida) -- Topsy.com

  3. Querolus dijo:

    Que buen post. Me gusta el estilo sencillo, pedagógico.

  4. Pingback: Articulo Indexado en la Blogosfera de Sysmaya

  5. Pingback: Homeopatía, ¿por qué es peligrosa aunque no me haga daño?

  6. David Paez dijo:

    Excelente post 🙂 y la parodia tambien!
    Un saludo 🙂

  7. Jorge Charlet-Huaiquinao dijo:

    Interesante encontrar cosas como éstas que tienen el padrón común de atacar y menospreciar todo los que es supuestamente “científico” es decir la medicina alópata.

    Me gustaría encontrar un artículo tan virulento como éste hablando de la famosa H1N1 que resulto haciendo aun más millonaria a dos empresas dedicadas a crear la también famosa vacuna y los resultados de la fraudulenta “pandemioa” resultó en que una influencia estacional causa muchos más estragos de la mencionada “mal del siglo”. También, en honor a los brillantes tratamientos de cáncer con quimioterapia, el famoso Hospital Clínico norteamericano John Hoppkins aseguro, después de años de asegurar que dicho tratamiento era “la papa”, asegura ahora que no solo ellos no lo volveran a practicar sino que comienzan una fuerte campaña internacional al respecto. Vean el siguiente video http://www.slideshare.net/iloveagua/john-hopkins-cancer
    todo lo que tu dices si bien es discutible, obedece a cuestiones de mercado. La medicina que nos trata o mata es simplemente un gran negocio de algunos pocos en donde se le hace acompañar por la “medicina” que enseñan en las ues.
    Ojalá publique algo con respecto a los horrores de la medicina alopata. Te seguiré de cerca amigo

    • Nu dijo:

      Hay otro gran negocio que no cuentas… las funerarias están metidas también, se andan forrando de lo lindo!!!.
      Cuando encuentres el articulo del h1n1 pásalo por aquí, que también nos gusta (me gusta), dar caña a los que se comportan de forma irresponsable y así exigir responsabilidades, ¡¡tanto a uno como a otros!!!.

      Por cierto, no veo el vídeo, pero si un bonito pdf, que es un copy/paste de algún mail de esos que se reenvían y reenvían, como los que dicen que van a cerrar el msn, ya sabes los famosos hoaxes.
      La verdad que no tiene desperdicio, el punto 15 me gusto, ¡toma ya! el espíritu XD, joer sería cruel, solo escoger uno jajajajajaja.

      “..horrores de la medicina alopata.Te seguiré de cerca amigo”
      Soskeptical, yo también haré igual y ¡maldita alop…ecia!, siempre se meten donde no deben.

  8. La fuerza de la gravedad ya existía antes de que Newton la explicara con su teoría.
    Por lo tanto no poder explicar el funcionamiento de algo no es prueba de que no funcione.
    Y si, el agua parece “guardar” el recuerdo de sustancias, como parece redescubrir nuestra maravillosa ciencia actual:

    http://elproyectomatriz.wordpress.com/2010/10/13/rene-quinton-un-sabio-en-el-olvido-2/

    http://elproyectomatriz.wordpress.com/2010/10/14/agua-del-mar-un-plasma-marino-al-alcance-de-todos/

    http://www.bibliotecapleyades.net/archivos_pdf/mensajes_de_agua.pdf

    http://www.bibliotecapleyades.net/archivos_pdf/podecurativo_agua.pdf

    http://video.google.es/videoplay?docid=-6801871376401681616

    Dedicadles unos minutos y lo pensáis.

  9. Rafael. dijo:

    Es una pena encontrar comentarios de este tipo acerca de la Homeopatía, desafortunadamente la mente cerrada, egoísta e ignorante piensa solamente nacer, crecer, reproducirse y morir, creen tener las respuestas científicas a la existencia de todas las cosas que nos rodean, se creen dueños de la ciencia, científicos supuestamente. piensan que todo se puede ver por medio de un microscopio o mejor aun un lente de aumento.

    Indudablemente la Cirugía a salvado la vida de muchas persona y es muy importante, como también lo es la medicina alopatica, pero hoy en día desafortunadamente la medicina la están controlando gobiernos corruptos, o personas simplemente con un pensamiento equivocado acerca de la existencia. y del significado que tiene ser el medico dentro de una sociedad. (son graduados en medicina y se les pregunta que es medicina y no lo saben)

    La medicina que se aprende en las universidades es apenas una pequeña rama de todo lo que viene siendo la medicina en su forma integral.

    Por ultimo querido amigo. creo darme cuenta que tiene formación en medicina. espero no ofenderle pero a su mente le falta madurar o desarrollarse. La enseñanza que le quiero dar es que es que el que no entendamos algunas cosas no significa que no existan o que no sirvan simplemente cada cosa tiene su propia lógica y su manera de estudio. El que no sepamos la manera de estudiarla no nos da ningún derecho de especular, aquel que insiste en hacerlo no deja de ser un fanfarrón necio.

    Respecto al vídeo, si eres medico estas muy mal, a simple vista te miro como alguien que todo lo toma en recocha, de igualmanera deben ser tus consultas ( una recocha), y es de tontos hacer ese tipo de comparaciones en un vídeo como este…. amiguito estaré muy pendiente de tus escritos.

    • soskeptical dijo:

      Rafael, te agradezco que participes en este pequeño espacio, y te invito a que la próxima vez lo hagas aportando información, porque este blog es un lugar de divulgación, y estaría muy bien que alguien que “crea” en la homeopatía expusiese argumentos concretos sobre su eficacia. Estoy seguro de que los tienes y lamentablemente has olvidado incluirlos después de comentarnos que sabes mucho más de medicina que cualquier médico. Mi política es aprobar cualquier comentario que se haga, independientemente de las ideas que contenga, o del nivel cultural con que se haga, pero adjetivos como “necio”, “fanfarrón” o “tonto” restan mucha credibilidad a cualquier crítica. La libertad de expresión es condición maravillosa que pierde todo su poder cuando se usa sin respeto.

  10. marina dijo:

    Precisamente Lady Aguafiestington y yo hablamos de este tema en la última entrada del blog.

    http://ladyaguafiestington.blogspot.com/2011/09/pensamiento-cientifico-versus-terapias.html

    Ha habido pique y todo…

    Si no le importa, voy a recomendar esta entrada para saber más sobre la homeopatía.

    ¡Muchas Gracias!

  11. laura dijo:

    Yo llevo tres meses tomando homeopatia y me estoy curando. Tenia depresion junto con paranoias y ahora me encuentro mucho mejor. Ahora mismo me tomado unas gotas y la verdad w el azucar nunca me hace este efecto en la cabeza. Lo dificil de la homeopatia es encontrar un buen profesional q te recete.

  12. Caleb dijo:

    A mi me queda una duda. Yo siempre he tomado homeopatia sin saber como funcionaba lo cual me hacia dudar ante mis padres ya que sienpre que me la tomaba yo me sentía peor. Ellos me decían que era debido a un fenomeno llamado “crisis homeopatica” . Como se puede explicar esta crisis si lo que hay en el frasco es agua y alcohol?

  13. Francisco Hernández dijo:

    A mi me parece que en tu artículo, aportas poca información, o ninguna información que aporte pruebas científicas sobre la efectividad real de la homeopatía, del mismo que no vas a facilitar información de como la medicina alopática, no solo a veces funciona en base al efecto placebo, y ni mucho menos acerca de como a medicina alopática y las vacunaciones masivas que se llevan a cabo en todo el mundo, tienen un coste en forma de vidas humanas, equiparable a las muertes provocadas por el uso de drogas,

    http://elpais.com/diario/2011/03/03/sociedad/1299106803_850215.html

    y su contrapartida en cuanto a los grandes beneficios económicos que las multinacionales farmacéuticas se embolsan gracias a nuestras enfermedades, porque no lo olvides, .. sus fines son obtener beneficios económicos, no hacer un bien al ser humano. ¿Conoces algún caso de muerte por el uso de productos homeopáticos ?. Si todos pudieramos curarnos solo por el efecto placebo de un producto, .. eso sería malo ?, .. para quien ?, para las farmaceuticas, por supuesto. La homeopatía es minoritaria en su uso, y al menos de momento, no se la puede tildar de “negocio”. La divulgación (fin esencial según tu mismo de este blog), se debe basar en algo mas que argumentaciones personales. Te sugiero que comiences por cuestionar tu forma de argumentar antes de cuestionar la de las personas que escriben aquí con una opinión distinta a la tuya. Gracias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s